Más de 100 años en el negocio indican que hemos procedido correctamente a lo largo de todo el camino. Mills Machine ha procedido correctamente desde su fundación en 1908. La empresa está construida sobre una línea de personas firmes y una historia de innovación.

Al finalizar la Guerra Civil y mientras vivían en Bowling, Green, Kentucky, Samuel y Lucinda Mills llevaban un nivel de vida muy precario.  En búsqueda de una mejor calidad de vida, partieron en una carreta cubierta, primero a Kansas y luego hacia territorio indio, cuando se abrió paso a la tierra libre. W. H. (Homer) Mills, el más joven de nueve hermanos, nació en Kansas en 1890 y se crió en el nuevo estado de Oklahoma.

Un día en 1908, a la edad de 18 años, Homer llegó de los campos y le dijo a sus padres que estaba cansado de pasar hambre y que se llevaba sus herramientas y partía hacia Shawnee para iniciar un negocio. Fundó el Taller mecánico Mills en Main Street con la mayor parte del negocio proveniente del arreglo de bicicletas (el automóvil todavía no estaba disponible para la población promedio). El Homer dedicado a la industria mecánica pronto ganó la reputación de ser capaz de reparar prácticamente todo. Añadió armas a su creciente lista de productos de reparación mientras que su hermano, Frank, se unió al negocio. Después de algunos años Frank vendió su parte a Les Thompson por la importante suma de $15.00.

Un eje central accionado por motor eléctrico suministraba energía a los tornos, las prensas y las perforadoras. Una herrería con un soplador accionado en forma manual ayudaba a crear las formas especiales necesarias para la reparación de motocicletas, armas y piezas de maquinarias personalizadas. La figura anterior muestra el taller por el año 1920.

En 1924 Homer le compró la parte a Les y cambió el nombre de la empresa Mills Machine Company. Para este tiempo, el auge del petróleo impactó en Oklahoma con uno de los yacimientos petrolíferos más grandes del mundo en la floreciente ciudad de Earlsboro, cinco millas al este de Shawnee. La empresa de sismógrafos de Oklahoma se mudó a Shawnee y decidió que Mills Machine tenía las capacidades técnicas para reparar las torres y brocas de perforación. A medida que la experiencia crecía, Mills Machine comenzó a fabricar brocas y herramientas para aparatos sísmicos en Oklahoma y más allá.

David Mills, el hijo de Homer y Edna, nació en 1916; tras su graduación de la Escuela secundaria de Shawnee en 1935, asistió a Oklahoma A&M (en la actualidad la Universidad estatal de Oklahoma). El ya había trabajado para su padre de adolescente y ahora regresaba al negocio. Tras prestar servicio en el Cuerpo de Ingenieros del Ejército durante la Segunda Guerra Mundial, nuevamente regresó para asociarse con Homer y su hermano Oscar.

Iniciaron la primera construcción de la actual fábrica en 1946 y tras la finalización en 1947 comenzaron a proporcionar trabajos más grandes. Durante un breve período, construyeron y ensamblaron tanques de agua, herramientas de perforación y otros accesorios para los camiones de sus clientes.

El auge local del petróleo disminuyó a comienzos de los años 1950 y la empresa comenzó a desplazarse hacia los mercados del agua y la irrigación. Los granjeros pasaron de una agricultura de secano a la agricultura por irrigación y necesitaban la perforación de muchos pozos. Mills Machine envió un vendedor a toda el área de Nebraska, Kansas, Texas y Oklahoma para suministrar nuevas brocas y herramientas y para recoger las brocas que debían repararse.

Iniciarse en el negocio de los pozos de agua permitió a Mills Machine convertirse en y permanecer como líder e innovador de la fabricación personalizada de herramientas de perforación de fondo de pozo. Los mercados se expandieron a medida que las industrias de servicios públicos, minera, de la construcción y ambiental comenzaron a utilizar estas herramientas.

Homer y David compraron la parte de Oscar en 1970 y David compró la parte de su padre, Homer, en 1972. David añadió grandes contratos con fabricantes de torres de perforación y contratos en los mercados internacionales para expandir el negocio a más de un millón de dólares en ventas por primera vez. Asimismo compró cinco lotes alrededor del negocio para expandirse.

In 1979 Charles D. (Chuck) Mills se unió a la empresa tras graduarse de la Universidad Estatal Central con una Licenciatura en Administración y Dirección de Empresas. Chuck comenzó a trabajar en Mills Machine cuando tenía 11 años de edad, aprendiendo a soldar, a operar las máquinas en el taller, realizando envíos y recepciones, comprando y estando a cargo de ventas internas.

En 1981, David se jubiló y Chuck compró las acciones de la empresa y se convirtió en Presidente y Director Ejecutivo de Mills Machine Company. Como  consecuencia de su propia ambición, Chuck pudo expandir el negocio a una empresa multimillonaria. A fines de los años 1980, condujo la empresa en el diseño y desarrollo de una línea completa de barrenas de vástago hueco para los mercados ambientales. En 1989 recibió una patente para Milclaw Bit, una broca innovadora en la perforación de suelos. En 1995 compró lo que restaba de la manzana además de 2 lotes en frente para continuar expandiéndose. En 2007, se construyó un depósito completamente abastecido, una sala de pintura y una oficina de envíos y recepciones en dichas tierras adquiridas.

La empresa se convirtió en fabricante de una línea completa de herramientas y accesorios especializados para la perforación de suelos en aplicaciones de agua, mineras, de construcción, servicios públicos y ambientales. Los productos incluyen barrenas de vástago hueco, estabilizadores, abridores de orificios, trépanos ensanchadores, cortatubos de pozo, herramientas para manipulación de tubos, adaptadores de perforación, equipos para muestreo de suelos, garras, barrenas de arrastre, barrenas sacanúcleos y diversos accesorios de perforación.

Contamos con la capacidad única de tomar ideas de las numerosas industrias a las que prestamos servicios y modificarlas para ofrecer productos de perforación nuevos e innovadores a otras industrias.

Nuestros clientes nos conocen como el “Taller especializado del perforador” ya que proporcionamos productos de calidad con servicio personalizado a precios competitivos. ¡Soluciones personalizadas para problemas de perforación!